Algunos libros de Max Lucado (en PDF)

Estándar

Puedes descargarlos haciendo click en el nombre

0-8811-3446-5

En manos de la Gracia

elescogiolosclavosdemaxlucado

Él escogió los clavos

Con razon lo llaman el salvador

Con razón lo llaman el salvador

Anuncios

Septiembre de 2013 -Agradecimiento-

Estándar

Estos últimos dias Dios me ha enseñado que su amor no tiene fin de distintas maneras: recordandome que el me ama y mis hermanos tambien.

Estoy muy feliz por sentirme aceptado, por sentir que le importo a la gente, que se preocupan por mi. Por sanar heridas, por restaurar relaciones y mantenerlas saludables.

Dios hizo mucho en mi vida durante el tiempo en panama. Y le agradezco por eso. Me dan muchas mas ganas de vivir por el y decirle al mundo cuan bueno es aceptar su amor.

Las ultimas semanas Dios estuvo hablando a mi vida a traves de situaciones difiiciles e incomodas, y personas. Gracias a su fidelidad y bondad he podido avanzar en eso. Y aprender un poco mas acerca del ‘amor’.

Hoy, he visto lo hermoso de la creacion a traves del cielo oscuro, con luna brillante y clara, y estrellas elegantes adheridas al lienzo azul profundo que el creador ha tendido por sobre nosotros.. Al mismo tiempo las nubes se van despejando y se dejan ver en todo su esplendor los rayos y relampagos, como ofreciendo un show me invitan a disfrutar de tan placentero espectaculo que la creación hermosa del creador perfecto, me brinda.

Cuan grande es nuestro Dios, nos ha dado de su gracia de tan diversas maneras. Ademas de eso nos da la libertad de disfrutar de su regalo y su amor.10173671_10203303793652378_4984395798014466184_n

El regreso del hijo pródigo Una historia de Bienvenida

Estándar

Este libro de Henri Nouwen cambió mi perspectiva acerca de mí mismo y de Dios bruscamente, tumbó muchas estructuras y me ayudó en mi viaje espiritual y relación con mi Padre- Dios-.

Se trata sobre pensamientos y lecciones que Nouwen aprendió a lo largo de su visita a un museo donde observó por muchas horas fijamente y maravillado una pintura de Rembrandt.

Aquí lo comparto, espero lo disfrutes.

Rembrandt_Harmensz._van_Rijn_-_The_Return_of_the_Prodigal_Son

Montaña Rusa con Dios. ‘LA VIDA’ (Mi Suplicio)

Estándar

Darkened-RoadEse suplicio en el cual me encontré y reconocí que estaba, sólo hace unos meses… Ese suplicio al que llamaba vida mientras creía que estaba viviendo, cuando en realidad iba muriendo cada día más… Ese suplicio se trata de dos muertes… Bueno, más bien de una sola pero yo lo veo de otra manera… Se trata de la muerte a ti mismo, en la que consideraba que volvías a morir -pero en realidad cuando crees que has muerto a ti mismo por completo, empiezas a sentir que mueres nuevamente cuando en realidad todavía estás en el mismo proceso que comenzaste hace tiempo… sigues muriendo a ti mismo, y no te percatas de ello hasta que la putrefacción te lo recuerda-, ese suplicio se trata de lidiar con tu pecado (eso que nos hace ‘gozar’ de los placeres de la carne pero a la larga y en realidad nos hace sufrir), ese egoismo y orgullo por el cual decidimos olvidar a Dios y creer que es un mito, -es más fácil ignorar o burlarse de una verdad, que aceptarla, y enfrentar el dolor que acarrea porque somos autodestructivos y por mas que ese dolor sea para bien, no queremos que nuestras almas lleguen a ese ‘bienestar’ sencillamente porque somos así de cabeza dura.

Somos una especie demasiado imperfecta y solo nuestro creador esta consciente de lo que puede repararnos, sólo él sabe el truco y sólo el maneja las herramientas necesarias.

Ese suplicio se trata de no querer volver a un lugar, no querer irte de otro, no querer pensar más que en ti mismo, no dejar ir cosas, comodidades, caprichos, personas, amistades,  momentos… que sientes que la vida te ha arrancado -y le reclamas a Dios- (estas en todo tu derecho).
Ese suplicio se trata de acomodarse a un estado normal en el que haces las cosas monotonamente y por rutina… Ese suplicio se trata de lenta y sutilmente irte deslizando por un cómodo tobogán a la peor de las realidades… una vida sin Dios. Una vida sin contentamiento en la persona de Dios, su esencia… Se trata de dejar de disfrutar a Dios porque en un punto te volviste adicto a sus favores y beneficios y la verdad fuiste tan prepotente que creíste que tu mereces ese ‘plan maravilloso’ que Dios ofrece para tu vida. Ese suplicio se llama ‘el largo y arduo camino de regreso a casa’, ese suplicio yo tambien lo llamo ‘la montaña rusa de una vida con/en Dios’ y es el más desastroso y tumultuoso pero maravilloso y hermoso descubrimiento que un ser humano puede hacer…

Si estás en ese camino, si has descubierto esa incansable y dolorosa vía sin señalización y con carreteras oscuras… vas en la dirección correcta, alguien nos espera en casa. No pierdas la fe.pohbal9ds01rkds

Después de tanto silencio… Vómito de palabras.

Estándar

Cuan sutil es caer en un estado en el que uno nunca se imagina estar… que fácil se hace con el pasar del tiempo acostumbrarse al sufrimiento y sin notarlo dejar que el gozo o alegría vaya perdiendo parte en el alma, que la vida vaya perdiendo sentido y no te quede más nada que el ‘sobrevivir’/’soportar’ (“como vaya viniendo vamos viendo”), y permitir que el miedo, dolor, sufrimiento, apatía y por último duda entren a tu vida y se conviertan en el nuevo combustible para el largo camino -a casa- que tienes por transitar.

Además de esto no estás solo, lo sabes, pero el silencio es tan ensordecedor y la aparente tranquilidad tan violenta que duele, sencillamente duele y te hace retorcer porque ya nada es placentero, porque ya sabes que viene la desolación detrás de esa ‘calma’ o de repente lo que dejo la falsa calma fue un caos precedente y que pasó super rápido,  pero tan súbitamente que te dejo en shock, y como cuesta recuperarse de esos… soy un aprendiz aún.

Entonces te encuentras con la duda porque estás tan anestesiado de tanto dolor que no parece que hay alguien contigo, porque al fin y al cabo nadie nunca por mas que lo diga va a entenderte y mucho menos compadecerse de ti, jaja no vayamos a la parte de ‘llevar tu carga’. No me malentiendas, en realidad nadie puede, no en algo así. Si, hay quienes te ayudarán a sostenerte, te sacaran una sonrisa, te diran que todo estará bien y te darán animo (obligado) y en su desespero de que estes a su nivel te empujaran hasta que les des lo que quieren… una sonrisa y optimismo -falsos- que los llenan de satisfacción y orgullo para poder seguir adelante con sus egoistas vidas y su pretencioso gozo… Ese que tu perdiste hace tanto y por el cual luchas tan débil, mediocre y decrepitamente por recuperar… pero no quiere decir que no sea ardua la batalla, eres mas valiente de lo que tu mismo te puedes considerar… en un hoyo como ese no todos caen, y sobreviven para dar fe de como salieron? O como se puede siquiera aprender a vivir en el… -lo cual es de mas ayuda que salir a veces-. Pero como decía,  nadie puede ayudarte, humanamente es imposible, estamos al mismo nivel de -inhabilidad- llamemoslo asi… somos insuficientes, somos incapaces, somos peor remedio que la propia enfermedad… somos una especie en decadencia y todo lo que tocamos lo destruimos… -asi de cierto es- (lo siento si ofende, es la verdad).

Pero Jesús, -que hermoso nombre, lleno de esperanza- puede tocar algo y embellecerlo, puede restaurar lo que esta mas vuelto trizas, puede de las cenizas hacer algo inigualablemente sublime y hermoso. Puede del barro mas grumoso crear una obra maestra, y resulta que Él si está dispuesto a llevar esa carga contigo… si, no siempre sabes que está ahí, al menos no con el entendimiento, pero los que transitamos este camino siempre sabemos en el fondo que Él está con nosotros.. Somos unos desesperanzados llenos de esperanza, al fin y al cabo somos unos dramáticos,  y quien dijo que la vida no está llena de dramas? Hasta lo que consideramos mas sencillo como el amanecer y las cosas mas ‘simples’ -como nuestro proceso digestivo- son mas complejas de lo que creemos y con ellas acarrean su cierto tipo de drama. Esa es la manera de ser de las cosas… asi que disculpa mi drama.

Volviendo al tema, Jesús si está ahí, el es quien ayuda a uno a poder vivir con esa carga, con ese vacio, quien cauteriza el alma y corazón para lidiar con el dolor mejor. Pero quien al mismo tiempo y sin que nos demos cuenta de a poquito va reparando y cosiendo nuestra alma rota y malherida, quien va dandole forma a esa obra maestra -de barro- que somos… no se cómo ni en que forma el hace que uno regrese a casa… pero lo cierto es que es igual de sutil a la forma en la que uno se alejó en primer lugar… cuando te das cuenta, en un parpadeo, estabas más cerca de lo que creías,  solo ne cesitabas voltear tu mirada y extender tu mano para dejarte sujetar y abrazar por Jesús para sacarte de el hueco en el que te encontrabas…

Pero no te dejes llevar por estas palabras bonitas… el proceso es FEO,  oscuro, lento, doloroso, todo un suplicio…

image

Reconocer, procesar… Empezando de nuevo.

Estándar

img_3727.jpg

A Dios:

Aquí estoy de nuevo. No se ni como acercarme a ti,  no te he sentido cerca y la verdad esto se ha salido de mis manos. No hay escape para mi, no me puedo esconder y no tengo fuerzas para enfrentar la realidad. Se me acabaron los recursos para soportar el silencio, y el dolor tan inmenso que viene con el…
***

A quien pueda interesar:

Esta vez vengo mas destruido que nunca, para mi propia sorpresa… y es que yo venia fingiendo que todo estaba bien, aun cuando cada pedazo de mi se iba desmoronando mas y mas, con mayor intensidad y frecuencia cada día me decía a mi mismo: debes confiar en Dios, se un buen cristiano y continúa que así no entiendas que pasa ahora mismo,  luego lo entenderás… Jajajajaja que risa me doy yo mismo. Seguí caminando cual zombie, si, así mismo como muerto andante en un palacio lleno de vida sin entender lo que me rodeaba, lo que me rodea. En una lucha con la depresión y el gozo, fue mas fácil dejar a la depresión apoderarse de mi alma y corazón.

Eso es muy peligroso.

Son tantas cosas las que no había procesado, tantos silencios que dejé se agudizaran, tantas verdades que me negué a enfrentar y tantas cosas, situaciones, lugares, personas, creencias, hábitos que no quería dejar ir -y para ser honesto, aún estoy luchando para dejarl(a)s ir- es que ser ‘humano’ nunca fue tan difícil,  nadie te dice que vivir duele tanto, que seguir a cristo y comprometer tu alma a una relación con Dios (lo cual es bastante complicado por cierto) te destruirá tanto.

Si, TE DESTRUYE… -no hay otra forma de crear algo nuevo que haciendo morir o destruir lo viejo- (todos sabemos eso). Además Dios se especializa en hacernos idóneos para el mundo al cual pertenecemos verdaderamente (no es este) -es complicado, es un proceso-.

En fin, en ese proceso uno aprende ciertos trucos para vivir muriendo cada día sin terminar de morir y soportar el dolor hasta el punto en que este mismo se convierte parte de ti, esto drena tus energías y cansa, todos vivimos -o morimos- a diario con esta carga, solo que todos tenemos diferentes reacciones a este estilo de vida: (si se puede llamar vida a esto de sufrir) -o muerte, no se ni como llamarlo ya- en mi caso, a este punto estoy lo que se llama seco, drenado, destruido, sedado, bloqueado de y a emociones de cualquier tipo… otros encuentran verdadero valor, fuerza y hasta compañía para pasar estos valles de sombra (uno mas cerca del otro) en el camino de la vida. -los admiro-

Pero aún hoy a penas me estoy decidiendo a escribir de nuevo, vengo queriendo hacerlo hace días,  meses en realidad pero todo pasa tan rápido y las fuerzas que mi alma mantiene no me alcanzan ni para decir las cosas como son siquiera. Por ahora no le pediré mucho a mi corazón porque se que el desastre que hay ahí solo Dios lo entiende, y así es mejor. No tratar de descifrar por mi cuenta lo que no tengo capacidad de enfrentar solo.

Aquí voy…  me conozcas o no, soy cristiano, no soy perfecto, no entiendo nada  soy humano, no pertenezco a este mundo. Soy un desastre… Soy nuevo en esto, soy alguien roto, soy un loco sin remedio, era ‘alegre’, mi vida ha ido perdiendo poco a poco sus matices y colores, mis estructuras se han desbaratado y caído al piso de forma brusca, demostrando cuan frágil es una vida y cuanta ayuda necesito, soy un preguntón, y sobretodo soy de los que no se dan por vencido, soy hijo de Dios, soy el hijo pródigo,  soy el maltrecho, soy el que esta lleno de barro, soy el que no todos valoran, soy el de muchos amigos pero pocos verdaderos, soy el que no se adapta a los cambios y le tiene miedo a la muerte, soy el romántico empedernido que quiere encontrarle sentido a la vida, también soy quien hace tiempo perdió la brújula de si mismo tratando de encontrar el rumbo…

Soy José Salazar… intento salir de mi depresión y re-encontrar mi gozo en Jesús.

Puedes acompañarme en el viaje o mirar como sucede…